Cerro Alarcón Ampliación y las mentiras oficiales

Dentro del conjunto de circunstancias de las urbanizaciones de Valdemorillo, similares en casi todo, hay algunas más específicas  de las que hay que hablar.  La urbanización Cerro Alarcón Ampliación es muy significativa, pues en 1982 fue recepcionada por el Ayuntamiento, como consta en el documento adjunto.

En marzo de 1982 el Ayuntamiento de Valdemorillo comunicó a la Comisión de Planeamiento y Coordinación Metropolitana, COPLACO, que en aplicación de los compromisos suscritos con la Urbanizadora Cerro Alarcón SA, como promotora del Plan Parcial de Ordenación Urbana, “Ampliación Cerro Alarcón, por la que está cedía, de forma definitiva la superficie de viales, zonas verdes y obras de urbanización. Que el Ayuntamiento aceptaba y daba por recibida definitivamente.

En este documento también se recoge que la conservación de los bienes recibidos, de conformidad con los compromisos citados, correspondería a los propietarios de las parcelas, constituidos en Entidad Urbanística Colaboradora de Conservación.       

La estrategia diseñada por los Servicios Técnicos Municipales y sostenida en el tiempo por loas diferentes corporaciones para la realidad territorial y administrativa de las urbanizaciones desarrolladas en Valdemorillo tiene en el caso de Cerro Alarcón Ampliación  el ejemplo mas evidente. Durante años se ha sostenido que con la recepción de los elementos de cesión obligatoria se daría por finalizado las teóricas obligaciones de los vecinos en cuanto al mantenimiento de estos bienes municipales. La realidad es que esta cuestión se ha estado alargando en el tiempo con argumentos falaces, llegando al punto de haber planificado que los nuevos desarrollos en aplicación de las Normas Subsidiarias, como en el frustrado Plan de Ordenación Urbana, obligarían a la constitución de nuevas Entidades Urbanísticas Colaboradoras de Conservación. Se pretendía desarrollar urbanísticamente, construir todo lo que cupiera, asegurándose que el Ayuntamiento no tendría que hacerse cargo de sus obligaciones institucionales. Todo ello en clara subversión de la legalidad y confiado a la tranquilidad, comodidad o desconocimiento de los vecinos a los que, por la espalda, se les asignarían impuestos “revolucionarios”, santificados con las firmas de los técnicos municipales de turno.

Como he dicho al principio se adjunta copia del documento de recepción de la Urbanización Cerro Alarcón Ampliación.

Ver Documentos: Recepción Cerro Ampliacion

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s