Crisis en el gobierno de Valdemorillo (Por Luis Herranz)

Luego a partir de hoy, es ya un hecho, que hasta que el siguiente de la lista de su grupo político jure y tome posesión, tenemos 16 concejales. Algo positivo debemos reconocer al Sr. Redondo y es que un poco más barato nos saldrá a los ciudadanos.

La valoración subjetiva que como ciudadano puedo hacer:

Se presentó a las elecciones con el objetivo global de echar a la Sra. López Partida del Ayto.  No solo no lo ha cumplido sino que cuando se va tenemos alcaldesa y vicealcaldesa, entre ellas a la que tenía en su punto de mira. Si antes nos costaba del orden de 68.900 euros/año, ahora nos cuesta el doble.

Se presentó a las elecciones con el objetivo claro de limpiar el Ayto. Para lo cual prometió una auditoria. No solo no ha hecho nada para realizarla sino que ha echado más tierra encima.

Se hizo cargo del servicio de la Policía Municipal para poner orden en este grupo de funcionarios.  Recuerdo la moción presentada por su grupo político en la legislatura anterior para abrir expediente al entonces  cabo jefe. No solo este señor sigue ahí, sino que ahora es el cabo jefe actual  quien pide se le abra otro expediente, porque el que se abrió entonces, después de unos tres años nadie sabe, nadie contesta. Se puede decir que ha pasado por este servicio sin pena ni gloria pero también  se puede decir que los ciudadanos de Valdemorillo hemos perdido casi tres años en su gestión.

Cuando se le encargo el área de personal prometió que pondría orden en esta área. Lo que se observa es que los funcionarios siguen regidos por el mismo acuerdo regulador, aquel del año del 2005 que, a fecha actual, aún no está publicado lo que es preceptivo para su aplicación. Cuando se pregunta por este acuerdo, nadie debe saber en el Ayto., porque nadie contesta.

En resumen una valoración subjetiva bastante pobre para tantos aplausos y besos que le han regalado el resto del  equipo de gobierno y acólitos presentes. No creo que el ciudadano con un mínimo de crítica constructiva pudiera aplaudir sin que a momento seguido hiciera acto de contrición.

Por otro lado y desde el punto de vista totalmente objetivo, si consideramos que su voto no era necesario y que un concejal en la oposición, desde que tomaron posesión, casi tres años, ha cobrado 12.967 euros (término medio) y este Señor se le calculan unos costes de 90.568 euros, sí podemos decir que el coste incurrido por este señor, para no conseguir nada, es de 77.601  euros. ¡Un lujo!
Por consiguiente se puede afirmar que:  este señor ni ha sido eficaz en su servicio y mucho menos  eficiente en los costes y que la  señora alcaldesa nos ha hecho gastar ese importe como un despilfarro más ya que no era necesario, aunque ese importe lo necesitaba para no quitar los servicios que ha anulado.

Sobre las razones de su dimisión, como es habitual: cuestión personal. Sin embargo, hay algún dato objetivo que me permito recordar:

Primero. Desde el inicio de legislatura hasta septiembre 2013 este señor ha venido cobrando del Ayuntamiento bajo el régimen de dietas. Eso sí, a partir de cierto momento sometido a embargo de la Agencia Tributaria. Si la información no falla y su deuda fuera debida a un solo ejercicio se estaría pasando de la línea roja de fraude a delito fiscal que, como se sabe, está castigado con pena de cárcel.

En un segundo lugar desde  octubre/2013, supuestamente, porque no se ha publicado, aunque es preceptivo, ha cobrado bajo el régimen de sueldo mensual y supuesta alta en SS.

En un tercer lugar, en diciembre/2013, sin ninguna justificación, pasa de ser 2º teniente de alcalde a 3er teniente de alcalde.

En cuarto lugar, y según dicen las malas lenguas, durante toda la fiesta de San Blas se le ha visto muy alegre disfrutando de la fiesta, hasta el viernes día 7, fecha en la que cambió totalmente de semblante. Algo grave debió pasarle ese día o algo grave ha debido pasar en el Ayuntamiento con él relacionado. ¿Qué ha sido?

Finalmente el lunes, día 10, a primera hora de la mañana presenta en registro de entrada su dimisión irrevocable y ese mismo día se monta el expediente y se convoca el pleno celebrado esta mañana. Demasiada urgencia, ¿no? Vamos que, ¡urgía quitárselo de encima! ¿Por qué?

Es lógico que la duda y comentarios abunden en Valdemorillo. En lo que no hay ninguna duda es que las alegrías económicas de la señora alcaldesa con su pacto con PIVALDE lo podemos valorar, en lo que al Sr. Redondo se refiere, y a fecha de 13 de febrero, en unos 77.000 euros lo que se verá ampliamente superado cuando se finiquite el acuerdo con ese último grupo. Entonces se valorará. De momento, en la cuenta del DEBE tenemos del orden de 77.000 euros que el PP ya debería estar explicando a los ciudadanos de Valdemorillo. A todos los ciudadanos. Aunque también es entendible que esta función, desde el punto meramente de costes, eficiencia y alternativa, corresponde al señor interventor. ¿Dónde está esta información?

Luis Herranz Rodado

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s